Un espacio de libros

ilustración, ideas, creatividad y mi vida

Etiqueta: kalandraka

Shel Silverstein

Cuando me empecé a interesar por la literatura infantil y juvenil recuerdo que fueron autoras como Carme Solé Vendrell las que me motivaron a adentrarme en esta historia que es esta literatura. Las ilustraciones así tradicionales, como yo las llamaba en mi cabeza, aunque más apropiado sería decir clásicas de la LIJ, me reconfortaban probablemente porque sin darme cuenta me transportaban a mi infancia, al hogar, a la protección en mi casa, a momentos con el pijama, de noche, de relajación total donde todo tenía armonía, todo fluía mientras yo leía las historias que tenía por casa, casi seguro con mi madre presente ayudándome.

Shel Silverstein nació en 1930 y forma parte de ese grupo de primeros autores de álbum ilustrado, aunque luego las fronteras no son precisas como es lógico. Sus dibujos son muy sencillos, simples, con una elaboración rápida pareciera. Este autor tiene obras tan conocidas como ¿Quién compra un rinoceronte? (1964), El árbol generoso (1964) o Leocadio, un león de armas tomar (1963); estas tres últimas obras reeditas hace poco por Kalandraka. Es un placer volver a ver estos clásicos editados. En el caso de Leocadio os dejo una reseña de la revista Babar muy interesante sobre esta nueva edición de la editorial gallega: aquí. La leí hace un tiempo y hay algunas curiosidades bastante interesantes. Miguel Azaola ha realizado las traducciones de estas tres obras de nuevo editadas.

Otras obras de este autor son Una luz en el ático o Falling up. La vida de Silverstein es relativamente corta, murió en 1999 a la edad de sesenta y nueva años, y algo triste debido a la muerte de su hija a los once años de edad, Shanna, que nació en 1970. Tuvo otro hijo que nació en 1983. Supuestamente la obra Una luz en el ático está dedicada a su hija. Y Falling up a su hijo. En 1963 fue cuando comenzó a publicar libros para niños y poemas ilustrados por él.

Este autor también se dedicó a la poesía, fue cantautor, guionista de cine y televisión, dibujante, dramaturgo. Sus primeros dibujos para adultos se publicaron en el Pacific Stars and Stripes en los años 50, cuando el Ejército de Estados Unidos le destinó a Japón y Corea. Fue uno de los más reconocidos dibujantes de Playboy hasta mediados de los años 70; de hecho, Leocadio, apareció primero en la revista Playboy con el nombre original de Lafcadio, the Lion Who Shot Back. Fue nominado al Óscar y al Globo de Oro por una de sus canciones, I’m Checkin’ Out, en la película Postales desde el filo. En 1984 recibió el premio Grammy al Mejor Álbum Infantil. A boy named Sue de Johnny Cash fue compuesta por Silverstein.

Sobre El árbol generoso desde la editorial Kalandraka se no dice: “Vuelve un clásico que pregona la amistad, el cuidado del medio ambiente…Tierno y conmovedor, un relato del paso de la infancia a la edad adulta; una historia sobre la generosidad y el amor sin límites de un árbol hacia un niño”.

Y aquí una breve rima de Shel Silverstein, tan sumamente polifacético:

There are not happy endings.

Endings are the saddest part,

So just give me a happy middle

and a very happy start.

Shel Silverstein

 

El Ayuntamiento de Orihuela junto con la editorial Kalandraka convocan el X Premio Internacional de Poesía para Niños y Niñas Ciudad de Orihuela El X Premio Internacional de poesía para niños y niñas Ciudad de Orihuela recibirá originales hasta el día 19 de septiembre a las 12:00 horas siendo uno de los premios más importantes de poesía infantil en lengua española

El Premio Internacional de Poesía para Niños y Niñas Ciudad de Orihuela rinde homenaje a la figura de Miguel Hernández, poeta nacido en esta ciudad y que tanto apreciaba su tierra y sus raíces. El escritor o escritora del poemario premiado recibirá su premio en esta ciudad, dando de esta manera visibilidad a este paisaje alicantino, de alguna manera todavía rural. Un paisaje de memoria donde recordar la figura de nuestros muertos que tanto aportaron a las palabras, hicieron más comprensible y habitable el mundo que nos rodea.

La editorial Kaladranka junto con la Concejalía de Educación del Ayuntamiento de Orihuela llevan unos cuantos años ya convocando a poetas en lengua española a que compartan sus poemarios y puedan optar a este premio tan importante. Importante especialmente porque los lectores hemos tenido la oportunidad de leer preciosos poemarios para todas las edades; ilustrados de manera ingeniosa y necesaria. Así que pienso que como difusión de la poesía infantil, tan invisible a veces, hacen una labor necesaria.

Gran teatrillo del mundo,

pequeño mundo en mis manos,

cuando se abre el telón,

¿qué es de verdad y qué es falso?

Las olas son de cartón

y en el mar navega un barco.

La luna cuelga de un hilo,

pero ilumina el tejado.

Gran teatrillo del mundo,

mundo pequeño y mágico,

cuando se cierra el telón,

¿qué es real, qué imaginario?

Cualquier persona mayor de edad con un libro inédito en castellano podrá optar al X Premio Internacional de poesía para niños y niñas Ciudad de Orihuela. El libro debe estar dedicado a la poesía infantil no pudiendo participar antiguos ganadores del certamen ni el personal de Kalandraka. El plazo de presentación de originales se ha abierto el 20 de junio y se cerrará el 19 de septiembre a las 12:00 horas. Con ello, básicamente, se tiene todo el verano para poder presentar el poemario. El Premio Internacional de poesía para niños y niñas Ciudad de Orihuela está dotado económicamente de 5.000 euros en concepto de adelanto por los derechos de autoría. La obra premiada será publicada por Kalandraka sobre el 21 de marzo de 2018, Día de la Poesía. También podrán publicar aquellas obras que hayan recibido mención especial por parte del jurado, derecho de prioridad de publicación que tendrán durante un año.

He tenido la suerte de poder leer algunos de los poemarios que han ganado este certamen como Versos del libro tonto; Mundinovi: El gran teatrillo del mundo; El secreto del oso hormiguero; Ciudad Laberinto y Gorigori. El último poemario premiado se llama Arroz con leche, de Natalí Tentori e ilustrado por Elizabeth Builes. La imagen de la portada de este artículo pertenece a esta obra.

El fallo del jurado se llevará a cabo el día 30 de octubre, coincidiendo con el aniversario del nacimiento del poeta oriolano Miguel Hernández. Este año se ha conmemorado el 75 aniversario de la muerte de Miguel Hernández, el 28 de marzo concretamente de 2017 se cumplió esta fecha. La dirección a la que deben enviarse las obras es el Excelentísimo Ayuntamiento de Orihuela, calle de López Pozas, s/n, 03300, Orihuela. Se enviará un sobre grande en el que se indicará  únicamente el título o lema y optativamente pseudónimo del autor/a. En el sobre se hará constar “Para el Premio Internacional de Poesía para Niños y Niñas Ciudad de Orihuela”.

Podéis ampliar información aquí.

[Arriba]

La Huerta de Simón, X Premio Internacional Compostela de Álbum Ilustrado La autora argentina Rocío Alejandro ha sido la ganadora del premio con una obra que fomenta la cercanía con la naturaleza

Rocío Alejandro, afincada en Buenos Aires, es la autora del álbum ilustrado La Huerta de Simón que ha recibido el X Premio Internacional Compostela de Álbum Ilustrado, un certamen convocado por el Departamento de Educación y Ciudadanía del Ayuntamiento de Santiago y por la editorial Kalandraka. El premio está dotado con 9.000 euros y el libro será publicado en todas las lenguas peninsulares por Kalandraka el próximo mes de noviembre.

La obra según se ha explicado tiene una “clara intención ecológica” a través de la “relación colectiva con la tierra” y un carácter “universal”. Además, se ha destacado por su “progresividad narrativa” y en cuanto a las ilustraciones se ha valorado la “resolución visual de los personajes y su planteamiento “sencillo pero no simple”.  Se ha explicado como “muy acertada la contención del color y la construcción de la página” por los “múltiples niveles de lectura” que proporciona. En definitiva, “un álbum ideal para niños y niñas”.

El jurado ha elegido esta obra por unanimidad tras una larga deliberación. El jurado ha estado compuesto por la autora Teresa Durán, el escritor Xavier P. Docampo, el ilustrador Miguel Calatayud, el concejal de Educación y Ciudadanía, Manuel Dios, el jefe del Departamento de Educación y Ciudadanía, Xosé Manuel Rodríguez-Abella, Beatriz Varela como secretaria y Manuela Rodríguez representando a la editorial Kalandraka.

Rocío Alejandro se ha formado como diseñadora gráfica pero considera la ilustración infantil como su “verdadera vocación”. Ha ilustrado libros publicados en su país y fuera de sus fronteras. Al Premio Compostela se han presentado en esta convocatoria 212 trabajos procedentes de Argentina, México, Colombia, Ecuador, Cuba, El Salvador, Brasil, Sri Lanka, India, Israel, Japón, Grecia, Chipre, Italia, Reino Unido, Noruega, Holanda, Polonia, Portugal y España. La obra finalista ha sido Distinta de la ilustradora ecuatoriana Diana Sofía Zapata Ochoa.

Los libros premiados hasta la fecha con el Premio Compostela al Álbum Ilustrado son La última carta (2016), Después de la lluvia (2015), Ícaro (2014), Mamá (2013), Bandada (2012), Olaf (2011), La familia C (2010), Un gran sueño (2009) y Cerca (2008).

El álbum ilustrado parece que goza de buena salud, aunque nada más lejos de la realidad, lo que hay es una sobreproducción actualmente y una calidad muchas veces baja al servicio de los intereses comerciales, del dinero. Barbara Kieckebusch dice que “la contradicción de que, siendo un oficio esencialmente artesanal -la edición de cada libro es un proceso único, en el que se coordinan numerosos agentes, personas, puede haber mil imprevistos, y cada texto, cada título tiene sus retos (…)-, ha vivido un proceso de industrialización y aceleración que llegó a su cénit en los años que se consideran de bonanza, cuando, al igual que en el sector inmobiliario, se creó una burbuja que, como todas, acabó explotando. Sin embargo, el ritmo de publicación no ha descendido en relación con el descenso del consumo. Como si se jugara a la ruleta rusa, se sigue editando mucho, esperando que con un libro suene la flauta y se vendan cifras astronómicas, y éste alimente el resto de la producción y compense los fracasos.

No obstante, en editoriales como Kalandraka, y este premio que organiza es un ejemplo, hay todavía espacios donde el interés parece más el de ofrecer libros que pasen la mera novedad a la hora de publicarse. Kalandraka está editando clásicos como el de La conejita Marcela (Esther Tusquets), Leocadio, un león de armas tomar (Shel Silverstein), El libro de los guarripios (Arnold Lobel), Arturo y Clementina (Adella Turin y Nella Bosnia), Rosa Caramelo (Adela Turin y Nella Bosnia), Alex y el ratón de cuerda (Leo Leonni), La ventana de Kenny (Maurice Sendak). En un intento, creo yo, de recuperar la memoria sobre este género, de ver grandes obras que exploran la mente humana, tocan la política en cuanto a nuestra manera de organizarnos, los mecanismos de la amistad. No tiene demasiado sentido producir y producir mientras lo bueno se mezcla con lo mediocre y no se sabe discernir, porque no hay tanto que contar, si de lo que se trata es de hacer arte, porque al final esto es un álbum. Todo se intenta pasar por las fauces de este capitalismo agresivo y más bien este último tendría que pasar por nuestra estructura cultural, a ver qué quedaba de él.

Hay voces que a mí me suenan auténticas, como la de Asun Balzola:

Yo creo que son esos libros -los que aguantan el paso del tiempo y que seguirán aguantándolo- que tú haces con pleno convencimiento de que estás siendo fiel a ti mismo y que dices la verdad. Como estos libros no son de encargo, los he hecho porque me ha dado la gana, prácticamente he obligado al editor a aceptarlos. Yo no he tenido la vida fácil, a mí al principio me discutían mucho lo que hacía, pero yo era burra, no me he apeado de lo que a mí me gustaba. Son libros que tienen cierto rigor porque la acuarela está bien dada, el dibujo está cuidado y el texto también. En Historia de un erizo, por ejemplo, el texto es simple pero está claro; yo quería hablar de los niños diferentes, del adulto, de cualquier persona con minúsculas o diferencias psíquicas, raciales…

Fragmento de la entrevista realizada por la revista Peonza

Y otra voz, la de Sendak, que también hablaba mucho del ser honesto a la hora de trabajar:

Un libro ilustrado no es sólo lo que piensa la mayoría: una cosa con muchas imágenes, fácil de leer a los niños pequeños. Para mí es una cosa condenadamente difícil de hacer, muy similar a una complicada forma poética. A algunos poetas les gusta realmente entrar en formas difíciles, porque éste es el mayor reto en poesía. Pienso que un libro ilustrado es una de esas bellas y desafiantes formas que tanto exigen dado que se necesita dominar continuamente la situación, para, finalmente, lograr algo que parece tan fácil de hacer: combinar —si es posible, sin costuras—texto e ilustración.

Fragmento de la entrevista realizada por la revista Parapara

 

[Arriba]

Ciudad laberinto, un poemario sobre la ciudad que muchos pensamos Este poemario fue ganador del Premio de Poesía para Niños Ciudad de Orihuela 2009

Ciudad laberinto es un conjunto de poemas con una temática que les une: la ciudad. La ciudad vista como un espacio donde también se puede soñar, donde también uno puede ser feliz contando con el apoyo, filtro, de la poesía. Una ciudad, al menos así lo veo yo, es vista como menos inspiradora a la hora de hacer un tipo de poesía de esta que te deja buen sabor de boca. El campo, el pueblo siempre parecen escenarios más agradables, más propicios para soñar, emular. Sin embargo, en este poemario la ciudad es vista también desde un punto entrañable, amable -aunque hay poemas que hablan de la falta de contacto humano, las prisas- que te deja unas sensaciones sobre la ciudad vista desde el punto de vista que a mí me gusta verla.

Es una ciudad donde lo bueno y lo malo puede ser divertido, se ve de un modo más o menos objetivo: esto es lo que hay. Además, podemos encontrar tres acertijos –ciudacertijos-.

Mi ciudad salvaje

Mi plaza despierta

como una tortuga:

se encoge y se extiende,

se estira y se arruga.

Mi calle se enrosca

como una serpiente:

se llena de niebla

y se traga a la gente.

Mi casa se esconde

como un caracol:

cierra las persianas

y enciende un farol.

El madrileño Pedro Mañas (1981) es el autor de este poemario ganador del Premio de Poesía para Niños Ciudad de Orihuela, un premio que edita Kalandraka dentro del sello Faktoría K de Libros. La poesía parecería en peligro de extinción. Quizás porque a leer poesía también se aprende y los niños tienen un torrente de novelas y álbumes ilustrados mucho más potente que el de poesía. La poesía es una manera diferente de comunicar donde el lenguaje adquiere toda la belleza. 

El premio Ciudad de Orihuela es de los premios más prestigiosos en la actualidad en poesía dado que la poesía para niños y jóvenes es un campo poco habitual en las ediciones que se realizan en castellano.

Silvina Socolovsky es una ilustradora argentina (1965) que desde 1988 reside en Madrid, en Bustarviejo.

Para bien o para mal es difícil separar ya estos poemas de las ilustraciones, de su portada… Resulta ya un conjunto porque parte del tono del poemario lo dan las ilustraciones.

Ciudad laberinto es un poemario como en voz baja, una intimidad a la que ayudan las ilustraciones de colores sobrios y algo oníricas. Es un poemario travieso, inteligente, divertido que consta de 30 poemas., no divididos nada más que por el transcurrir de los mismos. Entre ellos podemos encontrar: Ciudad laberinto, Estaciones, Comida basura, ¡Ladrones!, Poema rascacielos, Agosto, La abeja perdida, Estrellas de feria, Los hombres hormiga, ¡Qué hambre!, A la orilla de la carretera, Canción para hacerse rico, ¡Clic!

La ciudad se presenta como simpática, aunque también tenga sus problemas -ladrones, contaminación, pobreza, mala alimentación, individualidad-. Problemas que el lector puede localizar. La ciudad se presenta como un laberinto, como un lugar lleno de caminos posibles donde no es difícil perderse, donde hay de todo: mucha gente, muchos coches, edificios altos, farolas, señoras con moño, antenas, buzones, portales, alcantarillas.

La estatua de la plaza

La estatua de la plaza,

cuando llueve,

saca su lengua de piedra

y bebe.

La estatua de la plaza,

cuando truena,

mira correr a la gente

y tiembla.

La estatua de la plaza,

cuando nieva,

se pone su traje blanco

y sueña.

Ciudad laberinto es un poemario para muchos niños que actualmente viven en la ciudad. Estos niños podrán ver su ciudad a través de la poesía, entender los problemas sociales que acontecen, la falta de comunicación, así como los paisajes evocadores de muchos barrios de ciudades con sus tejados, chimeneas, sus farolas. Es un poemario de pleno siglo XXI, de actualidad.

[Arriba]

(Ejercicio para el máster) Rosa caramelo, un libro sobre la igualdad que ha vuelto a ser editado De nuevo, con todos mis fallos, comparto mis impresiones sobre la ideología en Rosa caramelo

Detectar la ideología de un texto se presupone más sencillo en la literatura infantil y juvenil que en la literatura para adultos porque a veces se piensa que la razón de existir de esta literatura es la de enseñar algo. Voy a hablar de la ideología en Rosa carameloMuchos álbumes infantiles están hechos para enseñar determinado valor o valores a un niño o niña pero realmente su calidad literaria (o su valor estético como obra de arte) puede no estar reñida a ese objetivo educativo. He escogido el álbum ilustrado de Rosa caramelo que la profesora Teresa Colomer mencionó en la presentación de la asignatura para poder hablar de un álbum con un objetivo claro ideológico -es el motivo de su existencia-, pero con una belleza artística que está a la altura.

Este álbum forma parte de la colección A favor de las niñas traducido por Esther Tusquets de la editorial Lumeny fue editado por primera vez en 1976 en Italia; por vez primera en España en Lumen, con el objetivo de fomentar la igualdad y la educación por igual en ambos sexos.

Es difícil distanciarse de los valores en los que uno cree y es verdad que los álbumes que defienden valores con los que uno está de acuerdo no parece que adoctrinen, pero es verdad que si queremos ofrecer a los niños literatura, muchos de los álbumes que enseñan bonitos, buenos, necesarios valores no tienen una calidad artística y pueden aburrir al niño, desmotivándole como lector y enseñándole quizás a ir en contra.

Si se trata de una guía o de un libro informativo es conveniente que el lector lo sepa para no romper con sus expectativas. Me gustaría, que no sé si existen, ver álbumes ilustrados donde los protagonistas sean homosexuales, por ejemplo, pero donde esto no tenga que ver con la narración y lo que se está contando, la literatura, el valor de la obra; simplemente se escogieran los personajes de manera aparentemente inocente, se pensara en una familia y no tuviera que ser obligatoriamente hombre y mujer siempre.

En Rosa caramelo vemos una crítica al color rosa que simboliza realmente la opresión de las niñas, el encierro, una palabra que se repite en el álbum. Hay una oposición de sentido en frases como: “Desde su encierro de peonías y anémonas”, “Encerradas allí dentro las elefantitas jugaban” o “Los hermosos charcos de lodo”. El color rosa, retomando, se utiliza despectivamente y en lugar de resultar alegre resulta desconcertante y algo tenebroso en el libro. Es un rosa demasiado empalagoso, demasiado homogéneo y constante, es un rosa feo y más todavía unido al gris, y lo que pudiera parecer un producto para niñas a simple vista resulta ser un libro con el que las niñas no se quedarán como su libro preferido rosa y bonito.img_1917

Se puede ver la ideología en ese desprestigiado rosa pero sin decirlo: en ningún momento se nos anuncia que se nos va a enseñar nada e incluso al final el niño o la niña, pensando en elefantes, puede distanciarse y pensar que por eso ahora a los elefantes no se los distingue. Este álbum ofrece la posibilidad de ser leído como una historia sobre unos elefantes.

Y, para favorecer

que apareciese el color rosa,

le ponían a las elefantitas

zapatos rosas, cuellos rosas

y hermosos lazos rosas

en sus rabos.

No obstante, en cuanto que los niños y niñas puedan aprender el valor simbólico de las obras podrán entender que no solo es eso. Cuando hay rosa hay tristeza, cuando hay gris hay libertad, cuando hay rosa hay chicas y cuando hay gris hay chicos. Se pueden distinguir claramente ambos mundos gracias a los colores y también aquí podemos ver una ideología que critica la desigualdad, las diferencias, los roles de género. En este álbum los elefantes macho son grises y las hembras rosas debido a que comen flores y plantas bonitas que también les dejan unos ojos bonitos, grandes y brillantes, pero hay una niña elefante que no se pone rosa pero no dice la causa de ello y el niño que perciba la causa podrá percibir la ideología.img_1918

Esta elefanta, Margarita, provoca que todas las demás elefantas salgan de su encierro y disfruten corriendo, jugando en el barro… como lo hacen los machos. Nuestra sociedad es patriarcal y aunque sea una palabra quizás desprestigiada a base de encerrarla con unas cuantas pocas personas, así es. Así lo cuenta el artículo de Harari: Él y Ella; y aunque muchísimas cosas en términos de igualdad han cambiado en cuarenta años, las mujeres siguen siendo visiblemente inferiores a los hombres, no tienen el mismo poder y se valora más su físico que su inteligencia. Este álbum encierra esta ideología y, no obstante, es un álbum para todos y todas.

Es Rosa caramelo un álbum para todos y todas porque tiene una intención artística también e interés por no ser solo un panfleto sobre la igualdad para los niños y por eso ha sido editado este mismo año por una de la principales editoriales del panorama de la LIJ en nuestro país como es Kalandraka. Este tipo de literatura estaría en oposición a esos libros de pleno siglo XXI que enseñan a las niñas los mismos estereotipos que hace cuarenta años, un siglo, dos siglos… Libros actuales que vienen a enseñar a ser, en última instancia, sumisas, buenas chicas y tener unos patrones iguales entre las mujeres para ser queridas por los hombres, por la sociedad.

Lo peor de todo es que muchas jóvenes llenas de precioso descaro creen que controlan esa sexualidad atrevida que tienen y su poder no está en ellas sino en la medida en que son atendidas por el hombre. Viven para el hombre, para ser contempladas. Esta nueva literatura explicada en el artículo de Colomer y Olid Princesitas con tatuaje: las nuevas caras del sexismo en la ficción infantil tristemente es vista como la literatura normal y no otras literaturas que meten cosas en la cabeza a los jóvenes. Porque comportarse como una chica sigue siendo lo normal y rebelarte en el sentido de no querer maquillarse, no llevar tacones a una entrevista de trabajo, no hablar de cosas escatológicas, esperar estar bonita y sin pelos, sigue siendo criticable y anormal.

Se hace referencia en Rosa caramelo a elementos de los estereotipos femeninos: la piel suave y rosada, el gusto por las flores, el jardincito, ser hermosa para encontrar marido, zapatos rosas, cuellos rosas, lazos rosas. Frente a ello no se pone un estereotipo masculino, sino lo natural en los elefantes ya sean machos o hembras: comer la hierba verde, probar las duchas frescas, comer los sabrosos frutos, jugar alegremente, echarse la siesta bajo la sombra de los árboles frondosos… Aunque suene duro decirlo imagino a muchos profesores no queriendo leer un libro como este a sus alumnos.

Con la excusa de que quizás muchos niños o niñas pertenecen a familias las cuales no estarían cómodas con un libro innecesario porque la igualdad ya existe buscarían apartarlo.

Creo que, por lo menos en la escuela pública estos libros deberían estar. Las escuelas más conservadoras, religiosas, privadas probablemente de forma clara vean incómodo este libro. Estamos hablando de niñas que visten un uniforme diferente a los niños que llevan falda todos los días mientras que los niños llevan pantalones todos los días del año. Por mucha igualdad que se defienda, si es que se hace, de raíz hay una diferencia clara en la manera de vestir por la cual cualquier extraterrestre podría hacer dos bandos. Como dice Harari la división hombre-mujer ha existido en todas las sociedades mientras que otras clasificaciones varían dependiendo del lugar o la época. Pienso que a ser mujer así como a ser hombre se aprende culturalmente y no tiene que ver con ver con tener útero o no. Así que opino como Harari.

Margarita, cada vez más gris, callaba.

Y para contentarlos comía

otro bocado de anémonas

y otro de peonías.

Ya el nombre de la colección denota una ideología Dalla parte delle bambine – creada la colección por Turin y Bosnia- o A favor de las niñas en español como decíamos. Este mismo año la editorial gallega Kalandraka ha reeditado este Rosa caramelo que, según la editorial, “sigue siendo necesario” y es que es imposible no querer enseñar nada dirigiéndose a los niños, o muy complicado. Por desgracia, después de cuarenta años este álbum sigue siendo necesario… Podríamos enmarcar este álbum en una ideología progresista, de izquierdas, socialista, también feminista y en la actualidad acorde a las ideologías más críticas con la situación de la mujer.

En Rosa caramelo las pequeñas elefantas se unen y se apoyan con lo que pasa de ser un acto individual a una realidad colectiva. Muchas veces las mujeres están más preocupadas por competir entre ellas que por cooperar y muchas veces compiten precisamente por ser las más valoradas frente a los hombres. En este caso no ocurre esto y precisamente las sociedades de elefantes son sociedades donde las hembras son los miembros más considerados y dirigentes de la manada.

[Arriba]

Libros por leer: siete libros de literatura infantil

Estos son algunos de los libros por leer de literatura infantil que tengo. No son todos, aún hay más. Y creedme que me siento mal por tanto libro acumulado. Es como si no estuviera cumpliendo con lo que debo hacer. Por ahora os voy a hablar de algunos de ellos, de estos siete. No los he leído así que verdaderamente no puedo hablar de lo bien o mal que están. Pero juntos podemos verlos y hacernos a la idea de muchos aspectos de estos libros.


Siete libros por leer: tres novelas

Este es uno de los tres libros por leer que tengo que no es un álbum. Por lo menos de los aquí mencionados. Su título me parece muy sugerente. Tiene unas ilustraciones muy evocadoras de Teresa Novoa. Está escrito por Pablo Zapata Lerga y editado por Edelvives en 2012. Se trata de una historia que ocurre lejos de nuestras fronteras. Según se nos cuenta en la sinopsis “un joven Dalai Lama está amenazado de muerte”. Será un “inseparable amigo” suyo el que se jugará la vida para evitar su muerte. Parece que la aventura está asegurada. Este escritor navarro gusta de “viajar a países poco visitados y hablar con los ancianos”.

He aquí el segundo libro por leer que tengo que es una novela también. Debo reconocer que me gustan más las novelas infantiles y juveniles que los álbumes. Quizás es un gusto diferente, ni me gusta más ni menos. Lo que ocurre con estas novelas es que puedo estar muchos días con ellas siguiendo la historia. Esto me provoca mayor motivación porque durante esos días conozco a determinados personajes, me siento amiga de ellos. Con el álbum la relación no me resulta tan duradera. Esta novela está escrita por Sara Pennypacker e ilustrada por Jon Klassen. El libro está editado por Nube de tinta. Según se nos dice en la contraportada: “Un éxito internacional llamado a convertirse en un clásico”.

Nos vamos a Suecia

Libros por leer

Este librito parece muy próximo al campo y amante del mismo. Está escrito por Edith Unnerstad. La historia se desarrolla en una granja al sur de Suecia. Parece todo un clásico, y así lo pone en la contraportada. “El clásico infantil para vivir un verano increíble”. De los libros por leer que tengo este está entre los tres primeros. En cualquier caso quizás me apetezca más leerlo en verano. Está editado por Maeva Young.

Cuatro álbumes

Se trata de un álbum ilustrado que tengo por leer desde hace unos meses. La primera edición en castellano es de febrero de 2016. Obtuvo el premio Cuentos de emociones; si me conoces me entiendes. Editado por Tramuntana. Así dice su sinopsis: “Algunos martes, mi tío y yo salimos al parque y nos los pasamos muy bien jugando a las bromas divertidas. Otros martes mi tío está muy triste y se queda encerrado en su habitación”. Se trata de un libro para conocer las emociones y en concreto el trastorno bipolar.

Este álbum que tengo por leer también está editado por Tramuntana. “Olivia fue a dar un paseo y encontró algunas de las cosas perdidas más preciosas de toda la ciudad”. Y se plantea el álbum: “¿Qué hará Olivia con todas esas cosas”. Es un álbum de Kelly Canby.

Este es un álbum que cogimos con mucha ilusión porque es un Libro Amigo de los Bosques, de Greenpeace. Es verdad que estos álbumes llevan los valores muy explícitos pero nosotros debemos reconocer que el respeto a la naturaleza es un valor que no nos incomoda que sea el objetivo del álbum, que sea muy explícito su objetivo didáctico. Está editado por Kalandraka. La autora es Rocío Martínez.

Voy a reconLibros por leerocer que me encanta Beatrice Alemagna y este álbum es de ella. Está editado por Combel. Esta ilustradora crea un mundo cálido y viejuno que me encanta. Todo parece tener valor en sus planos: los muebles, las ropas… Todo cobra cierto aprecio a través de sus ojos. Es como si todo tuviera su propia historia y ningún objeto fuera estúpido simplemente fabricado en una fábrica. Ella dibuja con tremenda espontaneidad y mezcla de técnicas. Me parece muy auténtica. Este álbum es de esos que me gustan con las hojas sin brillo aunque esta vez con un toque de modernidad en su tipografía.

 

[Arriba]

VIII Premio Internacional Compostela a Miguel Cerro por ‘Y se hizo la luz’

El 6 de marzo se cerró la convocatoria del VIII Premio Internacional Compostela 2015 para álbumes ilustrados. Este jueves día 9 hemos conocido quién es el ganador de este premio. Y se hizo la luz, del ilustrador y artista Miguel Cerro, ha sido el ganador en esta edición.


 

fotonotadeprensa

Cómo es Y se hizo la luz

El jurado ha destacado que desde el punto de vista plástico este trabajo destaca por su “coherencia, el estudio minucioso de los personajes, el colorido y la composición”. Este álbum trata sobre “el valor de la solidaridad, de aquel que siempre ayuda a los demás y sigue creyendo en el colectivo”, así como “el afán de superación y la búsqueda de la felicidad inmaterial”, ha explicado el jurado, que también ha valorado “las diferentes interpretaciones que resultan de la lectura del texto”.

¿Quién es Miguel Cerro?

Es un ilustrador, diseñador, creativo. Ha realizado libros infantiles, trabajado en publicidad, realizado cartelería para eventos como el de la 24 maratón de cuentos de Guadalajara este mismo año; participado en exposiciones reconocidas como la exposición colectiva homenaje a Maurice Sendak por el libro Donde viven los monstruos en Cagliari, Cerdeña en 2013. Tiene más de una docena de libros, así como un blog, donde ayer agradecía el premio recibido. Y ha participado en muchas actividades en torno al libro juvenil e infantil.

Miguel Cerro ha publicado en portadas de revistas como la de la revista Lilliput, que nos encanta. También en Beta; en la revista Números rojos; en la revista DT o en la Rolling Stone.

Ha sido finalista de este VIII Premio Internacional Compostela la obra presentada por Ana Rita Pinheiro, portuguesa de Tomar con el lema Anabela, a pinguim friorenta en formato desplegable o pop-up. También, ha recibido una mención especial el trabajo ¿Amigos?, de Anabel Fernández Rey, de Buenos Aires (Argentina).

Este VIII Premio Compostela, organizado por la Editorial Kalandra y el Ayuntamiento de Santiago, contó en esta edición con 340 originales procedentes de 20 países, principalmente de España, Portugal, Italia, México y Argentina, aunque también estuvieron presentes autores de Rusia, Tailandia, Malta o Estados Unidos, entre otros.

El VIII Premio Internacional Compostela de Álbum Ilustrado se enmarca en la XV Campaña Municipal de Animación a la Lectura, que se celebra hasta el próximo 9 de mayo.

portadalilliput

El jurado del VIII Premio Internacional Compostela 2015 ha estado formado por Federico Delicado, ganador el año pasado de este certámen literario con la obra Ícaro, de la que todos nos acordamos; la directora de la revista CLIJ de Literatura Infantil y Juvenil, Victoria Fernández; la profesora y especialista en literatura Gracia Santorum; Manuela Rodríguez en representación de Kalandraka; el jefe del departamento de Educación del Ayuntamiento de Santiago, Xosé Manuel Rodríguez-Abella; y la concejala de Educacón, Teresa Concelo, junto con la técnica de Educación, Beatriz Varela, en calidad de secretaria.

[Arriba]

Hoy es el día del padre

Hoy es un día especial, es el día de todos los papás, esas figuras que para muchos niños representan algo entrañable, que siempre que necesitan una mano ahí están ayudando en todo lo que pueden, que no dejan pasar una oportunidad para recomendar algo, dar algún consejo y, casi siempre, acertado. Los padres son, parecidos, iguales, a las madres, son esas personas que consiguen dar lo que tienen a las personas más importantes en sus vidas: sus hijos.

Por eso hoy felicitiamos a todos lo padres y, por supuesto, vamos a hablar de libros que les traen como protagonistas, porque de madres e hij@s, la verdad, hemos hablado más. Se tiende a tratar más a la mamás en los libros ilustrados infantiles, pero los padres son igual de importantes, y no queremos que nadie sienta que nos olvidamos de lo que significa ser padre. Es una reseña que nunca habíamos tocado, y ahora con la excusa pues, ¡aquí la tenemos! Aquí tenemos estos libros con, sobre, acerca de los padres:

Mi papá. Con unas ilustraciones bonitas, algo descompuestas, que parecen desechas, imperfectas a propósito, y muy majas. De la editorial Kókinos. Porque todos los niños vemos a nuestros papás enormes cuando somos pequeños. Ellos son invencibles para nosotros y son la puerta hacia el mundo… A través de ellos miramos sin miedo y nos sentimos protegidos (como también pasa con nuestras madres). Escrito por Coralie Saudo e ilustrado por Kris Digiacomo.mipapalibro

El papá del niño que protagoniza este libro es grande y fuerte. Sin embargo, tiene unapequeña debilidad: por la noche no quiere ir a dormir. Protesta, remolonea, pide un cuento tras otro e inventa mil excusas para no quedarse a solas en el cuarto. ¿Logrará este niño arropar a su papá y apagar la luz?
Un cuento contado en primera persona por el niño, con un lenguaje desenfadado y chispeante, arropado por un concepto estético divertido, original y moderno.
Este álbum funcionará mejor que cualquier cantinela adulta repetitiva hasta con los más reacios a dormir. Y quién sabe… ¡Quizá algún padre con insomnio lo adoptará también como libro de cabecera!
Vacaciones con papá. Es un libro con más peso en cuanto a la escritura, para niños más grandes y para adultos que quieran leer un poco más. Publicado por la editorial Planeta.vacacionesconpapa

P de papá. Es otro libro que nos ha gustado por su sencillez y alegría. Editado por Kalandraka, Es un libro que gira entorno a colores de tierra, muy marrón, y de figuras que son casi sombras. Son personajes sumamente simples en el buen sentido de la palabra donde lo más importante es poder distinguir que hay dos personas, padre e hijo, que se quieren.

Sin t’tulo-2

Papá abrigo,

Papá avión,

Papá perchero,

Papá cuidador…

Y, por último, vamos a recomendar: El papá que no sabía contar cuentos. Según hemos sabido se editó primeramente en asturiano y ahora se ha editado también en castellano. Este libro esta ilustrado por Miguel Tanco, que es un ilustrador que nos gusta, y escrito por Pepe Monteserín. Editado por Pintar Pintar.

“No todos somos capaces de hacerlo todo bien, ni tenemos los mismos puntos fuertes y debilidades. Eso no implica que nadie sea mejor o peor que el resto. Cada uno es como es, y eso, está bien”

elquepapaquenosabiacontarcuentosY hasta aquí nuestras recomendaciones. Esperamos que os gusten.

[Arriba]

Orejas de mariposa

Tenemos el trabajo aquí en la web abandonado desde hace unos días. Vamos a retomarnos y a retomarlo, ¡vamos allá!

orejas-de-mariposa-ES

En estas semanas que han pasado, otros libros han llegado a nuestras manos y nos acompañan en nuestra librería… Del que voy a hablar ahora es un libro de pocas páginas, pequeño y muy fresco, con una agilidad especial en la manera de ser contado: Orejas de mariposa.

Es muy breve y transmite un mensaje ciertamente liberador: da igual cómo seamos, ya que si nosotros conseguimos aceptarnos a nosotros mismos, romperemos cualquier inseguridad sobre aquellas personas que deseen cohibirnos y reírse de nuestros defectos, tanto en condiciones físicas, como sociales, como de la manera que sea. Ningún defecto es igual a otro, y todos tenemos defectos y somos bonitos por igual, mientras nos queramos entre nosotros, y especialmente mientras nos queramos a nosotros mismos, que es de lo más mágico en nosotros: vernos como personajes de increíble valía; y que seamos como seamos… somos uno más. La felicidad se contagia y, sobre todo, es bello aquel que es feliz. Dentro de la LIJ es un tema interesante y común este de la aceptación de uno mismo. Es importante enseñar a los màs pequeños que ser diferente con todas, y también con las semejanzas, es precisamente lo que nos hace especiales.

Orejas de mariposa

Es este un libro feliz. Y que puede dar fuerza a las mamás y a los papás si se encuentran en una situación así que les pueda estar pasando a su hijo o hija. Es un libro que conocemos desde hace tiempo, pero que no habíamos podido ojear físicamente. Yo lo conocía por la reseña en soñando cuentos, y me acordaba bien porque me había encantado la historia (contando dulcemente en un audiolibro)… Volviendo a lo mismo, lo esencial es aceptarse a uno mismo y no escuchar lo que dicen las modas, lo que te quieren hacer sentir algunas personas… porque la única verdad es que todos somos únicos y que somos únicos por dentro y por fuera. Que lo importante no es que tengas las orejas más grandes que otro, sino que tú puedes ser como quieras, que esas orejas no tienen nada de erróneo, nada de malo, de desintegrante, que esa manera de mirar que tienen algunas personas debe ser superada por la seguridad en uno mismo y por intentar crear un mundo mejor donde todos nos aceptemos con nuestra naturalidad y deformidad y con lo que sea. Quizás los adultos seamos algo más fuertes, pero los niños se pueden encontrar más vulnerables, y es preciso poderles lanzar este mensaje. Para que crezcan fuertes como los robles.

Orejas de mariposa

Este libro está editado por la editorial Kalandraka, disponible en portugués, gallego, castellano, vasco, catalán, inglés e italiano.

Este es el resumen que ponen desde la página web de la editorial:

Mara es especial y nada ni nadie conseguirá restar valor a sus cualidades porque su madre le ha dado la clave para salir airosa de cualquier crítica: autoestima, imaginación y espontaneidad.

Escritora Luisa Aguilar e ilustrador André Neves.

[Arriba]

Libros a los que echamos un ojo: Sopa de nidos

¡Anda que no hay libros bonitos!, salen de debajo de las piedras. Aunque en este caso los hemos encontrado entre otros libros sobre estanterías. Hoy hemos encontrado tres:

Nidos, de la editorial Kalandraka, escrito por Pepe Márquez e ilustrado por Natalia Colombo, es un libro centrado en unos animales muy recurrentes e inspiradores: son los únicos parientes de los dinosaurios que todavía andan por aquí, son muchos, conviven muy cercanos a nosotros y hay una tremenda diversidad de ellos… Hablamos de las aves, aunque haya algún que otro animal que también construya estas curiosas “casas”.

Y es que los pájaros dan para hablar mucho debido a la gran diversidad que presentan, los hay muy pequeños, rechonchos, larguiruchos y tan grandes que pudieran asustar. Los hay por los ríos y por las cumbres de las más altas montañas, sobrevuelan el mar y anidan en el alféizar de la ventana si te descuidas. Este es uno de los conceptos que pretende transmitir este libro: la diversidad. Somos gente muy variopinta y nos llamamos personas, cada uno fabrica su hogar y es diferente del vecino. Los pájaros hacen lo mismo, y Natalia Colombo nos lo enseña de un modo muy bonito, sencillo, con unas simpáticas ilustraciones donde podemos ver, por ejemplo, una hoja con un esquema de diferentes tipos de nidos.


Nidos

En la naturaleza existen muchos seres vivos. Los hay terrestres, los hay acuáticos, y también existen los pájaros…

El siguiente libro es uno de cocina, pero no es cualquier cosa, es un recetario con sopas de diferentes lugares, es Una cocina con el aroma de las sopas del mundo entero. Nos ha gustado mucho; entre que andamos de cocinillas últimamente y nos encanta andar practicando nuevos platos, que es invierno y, día sí día también, nos bebemos una buena sopa, y que las ilustraciones son de Aurelia Fronty, pues nos ha gustado mucho dar a parar con este libro.

El texto es de Alain Serres, lo edita Kókinos y lo volvemos a repetir, las ilustraciones son preciosas, transforman por completo el libro. El libro hace un recorrido por las más variopintas sopas a lo largo de todo el mundo. La sopa, ese plato que toda cultura tiene y que es tan ancestral, básica y saludable, que no deja de estar ahí siempre. Nos acostumbramos a verla y beberla y parece que no le diéramos mucha importancia, pero está tan presente en cada hogar que da que pensar mucho. Cada cual con sus ingredientes: sopas de Brasil, sopa mediterránea-egipcia, sopa para el buen frío en Noruega, hasta el gazpacho lo tenemos ahí. Ahora queremos a la sopa un poco más.


Las sopas del mundo entero

¡Un libro más! Este último es Dorothy, del escritor Roberto Aliaga y de la ilustradora Mar Blanco, editado por Cuento de luz. La historia la cuenta un pequeño ser que describe a su amiga Dorothy, una amiga diferente a la que no se le suele acercar la gente, pero que a la protagonista le encanta cómo es, de modo natural, de modo diferente, especial, Dorothy es única. Este libro resalta las fuertes amistades que no miran alrededor para pedir aprobación, que no consultan si aquello es raro, poco común, diferente… Son así, son amigas porque se sienten agusto juntas y se saben valorar la una a otra, por encima de cualquier cosa. Hay personas que necesitan más que otras esta relación, este apoyo y cariño. Cuando aparece una persona en la vida con un corazón tan fuerte que nos hace sentirnos en el hogar nómada de una amistad, no hay más que sentirlo.


Dorothy

Mi amiga Dorohy es muy, muy grande, siempre deja caer miguitas cuando come y muchas veces se le posan pájaros en la cabeza sin que ella se dé cuenta. Por estas y otras razones, las demás no la aceptan e incluso me piden que no me junte con una amiga tan diferente…¡Como si ser diferente fuera algo malo! Para mí ella no es solo maravillosa…también es mi mejor amiga

[Arriba]