El forastero misterioso Un libro con unas ilustraciones de Atak incómodas y coloristas inspiradas en iconografías medievales

25 agosto, 2017 No Comments

Compré el libro El forastero misterioso en la Feria del libro de este año 2017. De Mark Twain solo había leído Las aventuras de Huckleberry Finn y algún relato breve. Creo recordar que de pequeña leí Las aventuras de Tom Sawyer. Es este un libro triste porque muestra el lado más cruel del ser humano, un lado que, sin embargo, no siempre es irrelevante, y marginal. Es verdad que la mayor parte de las personas somos buenas y no deseamos el mal a los demás, pero como se dice en este libro: las minorías muchas veces toman el control y todos los demás por miedo nos vemos convencidos por el discurso de la codicia, el egoísmo, la violencia.

– Pero es cierto lo que te digo. Conozco tu raza. Está hecha de borregos. Está gobernada por minirías, y raras veces o nunca por mayorías. La raza reprime sus sentimientos y sus creencias y sigue al puñado de hombres más ruidosos. A veces el puñado ruidoso tiene razón, y a veces no; pero no le importa, la multitud lo sigue. La enorme mayoría de la raza, tanto si es salvaje como si es civilizada, son personas secretamente bondadosas y rehúyen causar dolor; pero en presencia de la minoría agresiva y desalmada no se atreven a imponerse.

Es interesante cómo El forastero misterioso es una lectura que no tiene fecha de caducidad, que leída ahora tiene pleno significado aunque el tiempo histórico en el que se basa la historia sea remoto y aunque fuera escrita hace un siglo, en 1916. Es una historia que se lee rápido en la cual unos niños se encuentran con Satanás -el sobrino del mismísimo Satanás- que es un ángel, un ser que ve a los seres humanos como verdaderas bestias que se matan entre ellos sin motivo alguno y que le producen una gran repulsa a la vez que plena indiferencia. Para él somos muñecos jugando. Estos niños van aprendiendo lo ridículas de las conductas humanas a través del relato que les hace Satanás que normalmente suele obrar mal hacia los seres humanos porque los mata porque ve su futuro y dice que con la muerte les hace un favor. Sin embargo, para Satanás el bien y el mal no existen y solo son obras de los seres humanos lo que les hace escoger caminos del mal precisamente porque ellos lo inventaron.

Es una obra dividida en capítulos donde estos niños van descubriendo asuntos de la vida desde el lado más inmortal, desde la visión de un ser que le hace también al lector sentirse pequeño, absurdo e inútil, avergonzado.

Hay una escena donde se cuenta cómo en un pueblo quemaron a unas niñas porque tenían las espaldas rojas e inflamadas y eso eran señales del diablo. Ellas dijeron que era debido a las pulgas, pero fueron encerradas y alimentadas a pan negro y agua hasta que delirando confesaron ser brujas. Y Satanás dice:

– Ahí lo tienes, él no llevaría a la locura a niñas a fuerza de hambre y terror y soledad, para luego quemarlas por confesar cosas inventadas que nunca ocurrieron.

La edición de este libro es cálida, con un papel rugoso y unas ilustraciones que hacen una obra más completa. Un libro con 174 páginas. Las ilustraciones de Atak producen ese distanciamiento del lector porque son abruptas, algo tenebrosas, no son cómodas. Precisamente el lector no va a encontrar consuelo en ningún personaje, todos son dudosos, nadie tiene una bondad que transmita seguridad, no hay un personaje al cual el narrador le de su simpatía para que nos posicionemos con él. Ni siquiera Theothor Fischer, el niño que narra. Son personajes bastante inexpresivos, casi inexistentes, imaginados, los cuales apenas podemos pensar como reales. Atak tiene influencias de El Bosco en su trabajo.

Esta obra tuvo la Mención de Honor Bologna Ragazzi Awards de ficción en 2013. Está editada por Libros del zorro rojo con un texto de Twain que corresponde a la primera edición con la revisión de Albert Bigelow Paine, primer albacea de Twain, y su editor Frederick A. Duneka.

Se podría generar un debate sobre si este libro sería para niños o no. Mi idea es que sí porque me parece un libro para todas las edades. Habría que ver cómo ofrecérselo al niño y entender que no es una historia sencilla, que probablemente le surjan muchas dudas y algo de tristeza. Pero precisamente por eso es un libro importante para los niños porque pueden entender parte de este mundo. Además, no necesariamente tienen que entristecerse, al final es interesante que el niño genere esa distancia con la ficción.

  • Published On : 4 meses ago on 25 agosto, 2017
  • Author By :
  • Last Updated : agosto 28, 2017 @ 10:32 am
  • In The Categories Of : Blog

About the author

Soy una periodista amante de la literatura infantil y juvenil. Me gusta la ilustración, la ecología, la literatura. Actualmente estoy elaborando mi trabajo de final del máster libros y literatura infantil y juvenil de la UAB. He creado este blog para compartir realidades de una manera diferente a tantos medios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *